Fotografía de @Thomas_H_Photo.

El primer y segundo día de noviembre, en México y parte de Estados Unidos, se celebra el Día de los Muertos. Dentro de las tradiciones mexicanas, esta es una de las arraigadas, y se ha hecho representativa de su cultura. Una de las vertientes de esta celebración, es la llamada gastronomía del Día de los Muertos. Ella incluye bebidas, comidas y aperitivos realizados como parte de la conmemoración de estas fechas.

Algunos de los elementos de esta gastronomía son usados para adornar un altar ceremonial que es parte de la celebración. Este es llamado altar de muertos, realizado en tributo a la memoria de los amigos y parientes difuntos.


Golosinas y aperitivos

Galletas de Calavera
Galletas de Calacas por @Marly.

Entre las golosinas más populares de la gastronomía mexicana, hay dos que son elementos importantes de un altar de muertos:

> Calavera de Azúcar

Es la golosina tradicional del Día de los Muertos, y uno de los principales símbolos de estas fiestas. Está elaborada con caramelo moldeable a base de azúcar de caña, llamado alfeñique, que es muy popular de México.

Se modela en forma de pequeños cráneos humanos, el cual se adorna con llamativos colores. Aparte de ser un placer para el gusto por su exquisito sabor, también lo es para la vista. Es profusamente adornada y realizada con atención a los detalles, lo que la convierte en una pequeña obra de arte.

> Pan de muerto

Es un pan horneadoa base de trigo que se elabora especialmente para celebrar el Día de los Muertos. Generalmente se empolva su superficie con azúcar y anís, y en algunos casos, con ajonjolí y esencia de azahar. De forma semiesférica, es adornado en su parte cóncava con un relieve que forma una calavera y cuatro huesos.

El pan de muerto tiene diferentes significados según la región de México que se considere. Y en todo el territorio mexicano es altamente apreciado, tal como lo señala la copla popular:

Llévate mi alma, quítame la vida, pero de mi pan de muerto, ni una mordida.


Platos secos

Tamales del Día de los Muertos
Tamales del Día de los Muertos por Valerie Hinojosa.

La gastronomía de Día de los Muertos incluye apetitosos platos, llenos de maravillosos y variados sabores. La tradición indica que ese día se preparen los platos que eran los favoritos de los difuntos conmemorados.

> Mixiote de carne de cordero

El mixiote es un plato elaborado con carne de cordero, cocinado envuelto en hojas de pencas de maguey. Combina diferentes sabores, tales como chiles picantes, hojas de aguacate, laurel, pulque y carne de cordero. Toda una gran fiesta de sabores.

> Tamal de masa colada

El tamal es un bollo de maíz relleno de carne, que se cocina envuelto en hojas de vegetales. Es un placer para el paladar, tanto por su insuperable sabor como por su particular consistencia. Y su aroma es exquisito, e inunda el ambiente con un aroma que es asociado a festividad.

Para los tamales elaborados para esta celebración, la masa es colada para lograr así una consistencia extra suave. Y se confeccionan con carne de res, pollo, cerdo o cordero, envueltos con hojas de plátano.

> Mole

El mole es una tradicional salsa mexicana, de consistencia espesa, elaborada a base de especias y chile. Suele usarse para acompañar carnes cocidas, o como una especie de aperitivo al untar con ellas tortillas.

La gastronomía del Día de los Muertos incluye el mole verde, confeccionado con semillas de calabazas y chile verde. Estos se combinan con una increíble variedad de ingredientes adicionales, para producir un plato de múltiples sabores.


Caldos

Pozole Verde
Pozole Verde por @foodista.

Las tradiciones mexicanas incluyen la elaboración de suculentos caldos, como parte de la celebración de los diferentes días festivos.

> Pozole

El pozole es un caldo o hervido hecho a base de un particular tipo de maíz, conocido como cacahuazintle. Luego de un proceso exclusivo de cocción que incluye varias etapas, los granos de maíz adquieren una textura muy particular. Dicha textura, combinada con los sabores de la variedad de ingredientes que se adicionan, producen una fiesta de sensaciones gustativas.

Existen diferentes versiones de pozole: blanco, verde y rojo, estas dos últimas coloradas a base a los condimentos adicionados. La carne más usada en la elaboración de este plato es la de cerdo, aunque se pueden emplear otras.

> Uliche

El uliche es un caldo o hervido de carne de res o pavo, que se espesa con masa batida. Se sirve con chile amashito y semillas de calabaza, las cuales se adicionan a gusto del consumidor.

De todos los platos tradicionales confeccionados en honor a día de los difuntos, este resulta ser el más antiguo. Ya antes de la llegada de los conquistadores al territorio mexicano, era elaborado por los pueblos originarios.


Bebidas

Atole Champurrado
Atole Champurrado por @kimberlykv.

La celebración del Día de los Muertos no está completa sin la presencia de algunas bebidas tradicionales.

> Guarapo

El guarapo es una bebida elaborada con jugo de caña o panela con maíz tostado, sometido a la fermentación. Si se deja fermentando por determinada cantidad de día, se torna un líquido de ligero a moderadamente alcohólico.

> Champurrado

Es una bebida muy espesa, con consistencia de atole, que se usa para acompañar el consumo de tamales. El champurrado se elabora a base de chocolate oscuro, maíz finamente molido y vainilla. El aroma que desprende esta bebida es agradablemente cautivador, y su consumo resulta en una sensación de relax.

También les puede interesar:
>> Diez elementos esenciales que no pueden faltar en un altar del Día de los Muertos
ACERCA DEL AUTOR

Pedro Alejandro Acosta

Ingeniero y profesor universitario entusiasta de las palabras. Redactor freelancer.